Menu

COP20: Las negociaciones de los países latinoamericanos del 2 de diciembre

diciembre 3

El segundo día de negociaciones en la COP20, transcurrió con la serenidad de la primera semana de la conferencia. En estas reuniones se trataron temas de adaptación y financiamiento, y se enfocaron, sobre todo, en la Plataforma de Durban.

Aquí le presentamos una síntesis de los aportes de los países latinoamericanos en las reuniones, extraídos del Boletín de Negociaciones de la Tierra que diariamente publica el International Institute for Sustainable Development (IISD).

Se trata de un documento simple, traducido a varios idiomas, en el que se sintetizan las posiciones de los países miembros de la Conferencia de las Partes, así como de otras instituciones participantes en el evento.

PLENARIO DE LA PLATAFORMA DE DURBAN (ADP)

El Copresidente del ADP Kishan Kumarsingh (Trinidad y Tobago) dio la bienvenida a los delegados y dijo que se espera que la COP20 brinde una base sólida para un nuevo acuerdo climático mundial, destacando que “esto mostrará al mundo que habrá un exitoso resultado en París”.

Las Partes acordaron que continuarían trabajando en el marco de la agenda del ADP 2 (ADP/2013/AGENDA) y la organización de trabajo propuesta, incluyendo negociaciones centralizadas en diferentes elementos en reuniones paralelas, cada una de ellas coordinada por uno de los copresidentes, y en negociaciones sobre el texto del proyecto de decisión acerca de avanzar en la Plataforma de Durban para la Acción Reforzada.

En cuanto a las contribuciones nacionalmente determinadas (INDC, por sus siglas en inglés), COSTA RICA, por AILAC, solicitó una decisión del ADP que incluya, entre otras cosas, una definición sobre información ex ante para la preparación y comunicación de las INDCs por parte de todas las Partes. La Unión Europea destacó la necesidad de una decisión que se ocupe de los INDC, y en especial de la información que deberá ser incluida, y de que el proceso previo a la COP21 la considere y analice.

Climate Action Network , por las ONGA, pidió un objetivo global a largo plazo sobre eliminación paulatina de todas las emisiones relacionadas con los combustibles fósiles para el año 2050. Climate Justice Now!, por las ONGA, abogó por compromisos vinculantes que reflejen la necesidad de los más pobres y vulnerables a adaptarse.

Los AGRICULTORES hicieron hincapié en que se garantice que la agricultura se apoye en una fuerte base científica en el futuro acuerdo. Los PUEBLOS INDÍGENAS instaron a las Partes a poner en funcionamiento los elementos del Acuerdo de Cancún que reconocen la necesidad del respeto los derechos humanos de los pueblos indígenas y de su participación.

ARGELIA, CHINA, ARABIA SAUDITA, por los Países Menos Adelantados (PMA), SUDÁN, por el GRUPO AFRICANO, IRÁN, NICARAGUA, JORDANIA, GABÓN y VENEZUELA pidieron negociaciones directas con los textos de las Partes en pantalla. PAKISTÁN solicitó transparencia y claridad.

VENEZUELA sugirió que se ocuparan del “elefante que está en la sala”, o sea, de que un grupo de Partes busca un resultado basado en la mitigación y otro cree que debería estar basado en los elementos del Plan de Acción de Bali (BAP, por sus siglas en inglés).

SOBRE FINANCIAMIENTO

El copresidente del ADP, Runge-Metzger, describió secciones del texto sobre financiamiento incluidas en el documento ADP.2014.11.NonPaper, sugiriendo que primero se concentren en los aspectos generales.

SUDÁN, por el GRUPO AFRICANO, con ECUADOR, por los PMA, y BOLIVIA, por el G-77/CHINA, se opusieron al texto que sugiere que “todas” las Partes movilicen financiamiento para el clima a través de acciones diversas. El GRUPO AFRICANO recordó la diferenciación entre países desarrollados y en desarrollo en el marco de la Convención, y la responsabilidad de los países desarrollados de brindar financiamiento.

Los PMA pidieron que se eliminen las referencias a la provisión de financiamiento porque “las Partes UE están en condiciones de hacerlo” y al financiamiento para la adaptación basado en los resultados. MÉXICO aclaró que “basado en los resultados” no es una precondición para el acceso al financiamiento, e hizo hincapié en el financiamiento tanto para la mitigación como para la adaptación.

SUIZA sugirió que en el acuerdo de 2015 se incluya una referencia a “cada Parte” en vez de a “todas” las Partes en relación a la movilización de financiamiento climático; un texto sobre el propósito de los recursos financieros; y los principios aplicables, como el de que se “basado en los resultados”, reconociendo la inversión de los países en desarrollo y reflejando las capacidades y responsabilidades en evolución. Asimismo, se opuso a que se base la movilización y provisión de recursos financieros por parte de las Partes en un proceso ex ante de compromiso de apoyo cuantificado proporcional al esfuerzo reflejado en los objetivos de adaptación y mitigación.

EE.UU. pidió que se incluya texto que: aliente a las Partes a crear ambientes habilitantes efectivos; solicite la eliminación de incentivos públicos para las inversiones intensivas en carbono; y reconozca que el financiamiento climático fluye en todas las direcciones. También sugirió que se elimine la referencia a la movilización del financiamiento climático “como medio para mantenerse debajo de la temperatura límite a largo plazo”, y –con la oposición del GRUPO AFRICANO– a financiamiento para la adaptación “adecuado y predecible”. Las discusiones continuarán.

SOBRE ADAPTACIÓN

En una sesión sobre la adaptación que tuvo lugar en la tarde de ayer, el copresidente del ADP Kumarsingh pidió a las Partes que expresen su visión sobre el documento no oficial actualizado acerca de los elementos de un proyecto de texto de negociación (ADP.2014.11.NonPaper). ESTADOS UNIDOS, la REPÚBLICA DE COREA, NORUEGA, CANADÁ, SUIZA, la UE, ZAMBIA, JAPÓN y otros hicieron comentarios sobre, entre otras cosas: el largo plazo y aspectos globales de la adaptación; compromisos y contribuciones; monitoreo y evaluación; compartir información, conocimiento y lecciones aprendidas; y arreglos institucionales.

MÉXICO sostuvo que los vínculos entre adaptación y mitigación, los compromisos colectivos renovados y reforzados, los compromisos nacionales, y el financiamiento para la adaptación deben quedar reflejados en el “protocolo”. También señaló que el monitoreo y la evaluación y –con NORUEGA– los arreglos institucionales, deberían ser tratados en las decisiones de la Conferencia de las Partes. Tras hacer hincapié en que la adaptación no puede ser medida ni cuantificada, CANADÁ no apoyó los vínculos entre el límite de la temperatura a largo plazo, la necesidad de apoyo y la adaptación.

Programa Nacional de Conservación de Bosques adhiere a 32 comunidades...

lowvocesbosques

Tal vez te pueda interesar:

Noticias

Archivo :